Neurología

Ensayos clínicos en Esclerosis Múltiple

Publicado por EM Euskadi | | Visto 1669 veces

Febrero de 2008 Por el Dr. Javier Olascoaga. La Esclerosis Múltiple es una enfermedad que afecta al sistema nervioso central (SNC) mediante una doble acción inflamatoria y degenerativa que origina […]

Febrero de 2008
Por el Dr. Javier Olascoaga.

La Esclerosis Múltiple es una enfermedad que afecta al sistema nervioso central (SNC) mediante una doble acción inflamatoria y degenerativa que origina una afectación de la sustancia blanca, de la mielina, del axón y de las células de la glía, y también de la sustancia gris en la corteza cerebral.

Las personas con EM pueden experimentar afectación de cualquier función dependiente del SNC. Los síntomas pueden incluir fatiga, pérdida de fuerza, inestabilidad, problemas visuales u otros. La progresión y los síntomas son diferentes en cada individuo, de ahí la incertidumbre en cuanto a un pronóstico individual. A pesar de los avances en el conocimiento de la enfermedad y de la certeza en muchos aspectos para averiguar qué está sucediendo en momentos determinados de la evolución de la enfermedad, se sabe poco acerca de la causa y no hay en el momento actual un tratamiento curativo para la enfermedad

Los investigadores básicos y los neurólogos clínicos están probando en la actualidad nuevos fármacos con vías de administración más sencillas (orales), incluyendo pacientes en nuevos ensayos clínicos. Para examinar si un nuevo fármaco es seguro y eficaz para un determinado grupo de pacientes, la ley exige la realización de estudios de investigación clínica o ensayos clínicos. Quienes participan en dichos ensayos prueban medicamentos nuevos bajo la supervisión de profesionales médicos capacitados.

Los comités éticos, formados por profesionales de la salud y otros miembros de la comunidad independientes revisan y aprueban o no el ensayo antes de su inicio y comprueban que los derechos y la seguridad de los voluntarios están protegidos. Los derechos de cada participante en ensayos son sumamente importantes, pudiendo abandonarlo en cualquier momento si lo consideran conveniente.

Las normativas exigen la firma de un consentimiento informado, en el que consta la información recibida en relación al fármaco, tiempo de duración del ensayo, visitas a realizar, pruebas complementarias y efectos adversos ocurridos.

Si los voluntarios del ensayo deben recibir un tratamiento nuevo diferente al del ensayo, lo harán bajo condiciones de supervisión estrictas.

Cada ensayo clínico tiene unos criterios específicos que cada persona tiene que cumplir antes de participar. Miles de personas se ofrecen voluntarias para participar en dichos ensayos, colaborando con la ciencia a intentar encontrar nuevos métodos para tratar la enfermedad.

Actualmente se están realizando, o están a punto de iniciarse, en algunos hospitales de la CAPV nuevos ensayos clínicos con fármacos nuevos que aportan diferencias, bien por su mecanismo de acción o bien por su modo de administración, respecto a las terapias actuales. El avance en el mejor conocimiento de la EM y en las perspectivas de mejora en la evolución de la enfermedad es una labor que no sólo corresponde a los investigadores básicos y clínicos, sino también a los afectados de EM.

Animo desde estas líneas de la revista ‘Panorama EM’ a las personas con Esclerosis Múltiple a participar en estos estudios de investigación clínica.

VIDEOS DE YOUTUBE

Ir al canal de youtube »